Saltar al contenido

Cómo funcionan los Vatios/KG en el ciclismo

26 agosto, 2020
Cómo funcionan los Vatios/KG en el ciclismo

Fuente vídeo: Planeta Triatlón

En los 80 tuvo lugar una revolución, sobre todo en los deportes de fondo gracias a la aparición de los primeros pulsómetros de muñeca.

Diez años después se comienzan a utilizar los primeros potenciómetros en las bicis, a partir de ese momento se extendió su uso al área profesional y cada vez se hizo más común.

En la actualidad, la utilización de un medidor de potencia para tener el control de la intensidad en la salida se ha convertido en una excelente opción para todo aquel que quiere mejorar su rendimiento sobre la bici.

No obstante, también es importante saber cómo utilizarlo y el aporte que brinda al atleta, así que a entrenar por vatios una medición que no miente.

La potencia

La potencia es el resultado de la fuerza multiplicada por la distancia dividida por el tiempo (potencia= fuerza X distancia / tiempo).

En realidad, todos los potenciómetros se encargan de medir la fuerza que es aplicada por el ciclista sobre un área de la bici, multiplicada por la distancia fija y dividida por el tiempo que se ha tardado en recorrer esa distancia.

En pocas palabras se puede decir que se multiplica la fuerza del pedaleo por la velocidad del mismo.

El resultado es que se puede conseguir potencia con un pedaleo más fuerte o pedaleando rápidamente, de las dos maneras es posible. Lo importante es que esa potencia se transformará en movimiento hacia adelante.

Estos datos son enviados a un dispositivo compatible y con tecnología ANT + para un intercambio de datos. En estos dispositivos se tendrá la oportunidad de observar en tiempo real las mediciones para su posterior análisis.

¿Por qué se debe saber la potencia?

Esta es una pregunta fundamental para poder de esta manera hacer una valoración si el potenciómetro en realidad es de ayuda o no. El tener conocimiento de la potencia con la que se está pedaleando tiene mucha utilidad como te contamos a continuación.

Potencia tus pedaladas

25,00
23,75  disponible
3 Nuevo Desde 23,75€
Envío gratuito
Comprar ahora
Amazon.es
A partir de 19 septiembre, 2020 8:25 pm

Control del ritmo en salidas y marchas

Teniendo el conocimiento de las zonas de entrenamiento y los propios rendimientos de potencia en salidas y marchas antiguas se puede hacer la programación del ritmo al que se puede andar en cada momento.

Todo ello sabiendo que si se lleva un buen hábito alimenticio y buena hidratación se podrá mantener el rendimiento en esa marcha.

Cuando ya se obtiene un poco de experiencia se puede programar el ritmo en los puertos y llevar una potencia controlada en los llanos.

Sin embargo, al final siempre toca sacar un poco más de fuerza, pero de esta manera se estará garantizando el llegar a la parte final sin haber pedido más tiempo del debido.

Medición exacta y para comparar el rendimiento

La velocidad es la medida de rendimiento que utiliza el ciclista. Lo que se quiere es llevar mayor velocidad durante el mayor tiempo posible. Las dificultades se presentan cuando se quieren hacer comparaciones de un día con el otro, o en diferentes lugares, situaciones e incluso con otros ciclistas.

Realizar esta medición dejó de ser un problema gracias al potenciómetro, ya que un vatio siempre será un vatio sin importar en las situaciones en las que se genere.

En definitiva, mientras más vatios, más velocidad se obtendrá es decir que si se logra hacer más vatios que antes en 20 minutos el rendimiento habrá mejorado.

Metas en las zonas de entrenamiento

Para darle sentido al entrenamiento se deben poner metas en función a la intensidad. Los pulsómetros tuvieron éxito gracias a que son una fuente de información segura para el establecimiento de zonas de entrenamiento, pero el pulso tiene ciertas limitaciones que la potencia no tiene.

Por ejemplo: el pulso se puede ver alterado por situaciones de temperatura, hidratación, fatiga, estrés, motivación y la alimentación.

Estos inconvenientes se solventan con la potencia para establecer las zonas de entrenamiento, ya que la potencia es una respuesta al momento de una pedaleada y otra puede ser su respuesta.

La potencia emite la medida exacta de rendimiento de un ciclista en su zona de entrenamiento de mayor intensidad.