Saltar al contenido

Déficit calórico: lo que todo ciclista necesita para perder peso

20 enero, 2020
déficit calórico

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

El déficit calórico es la clave para quitarte la grasa sobrante de tu cuerpo. A diferencia de las llamadas “dietas milagro” ese método es infalible para lograr perder peso. Obviamente necesitaras de fuerza de voluntad, esfuerzo y constancia para poder ver los resultados. Conozcamos el significado de este método y como ponerlo en práctica.

déficit calórico

¿Qué es el déficit calórico?

Es el estado en el que se encuentra nuestro organismo cuando quema más cantidad de calorías que las que ingiere. La energía que necesita nuestro cuerpo para funcionar la obtiene en forma de calorías a través de los alimentos consumidos. Si tendemos a ingerir más calorías de las que nuestro cuerpo desgasta este las almacena en forma de grasa.

El déficit calórico se basa en lo contrario, ingerir menos calorías de las que requerimos para que nuestro cuerpo funcione. En este caso nuestro cuerpo buscara la energía en las reservas de grasa del organismo. Los resultados de este proceso finalmente será la pérdida de peso de forma sana y duradera.

Así que ya no te dejes llevar por el mito de dietas milagrosas, la vida no funciona así de sencilla. Probablemente eres ya un adulto y sabrás que todo en esta vida requiere de esfuerzo. Lo mismo ocurre si queremos mantenernos en forma, requerirá de esfuerzos. Claro, esto no quiere decir que debes aplicar un déficit calórico extremo para bajar de peso.

¿Cómo aplicar el déficit calórico?

Entrar en déficit calórico puede ser muy sencillo. Puedes conseguirlo si combinas una buena dosis de actividad física con una dieta equilibrada. Puedes entrar en déficit calórico simplemente con tu rutina sobre la bicicleta y una dieta baja en cuanto a niveles calóricos. Ahora bien, aunque parece sencillo es indispensable que lo hagas bajo supervisión profesional.

Además de ello es necesario calcular las calorías que tu cuerpo gasta de manera estandarizada en otras palabras, metabolismo basal. Este cálculo debe hacerse principalmente sin ejercicio y luego añadirles las calorías quemadas sobre la bicicleta. Existen diversidad de aplicaciones con las que se puede hacer este cálculo con mayor facilidad.

Finalmente, deberás organizar un plan alimenticio con un numero de calorías menor al resultado del cálculo. No olvides que esta dieta baja en calorías debe ser suministrada por un profesional en el área. Un ejemplo notable es el de un ciclista de unos 30 años, 180cm de altura y 85kg. Si quiere entrar en déficit calórico no deberá consumir más de 1500 calorías.

déficit calórico

Este ejemplo de déficit calórico recomendado solo es aplicable si el hombre ejerce una actividad física moderada y continua. Si por el contrario quisiera mantener el peso que tiene debería consumir unas 1.775 calorías al día aproximadamente. Por supuesto cada organismo es diferente por eso se requiere la guía de un profesional a fin de evitar riesgos.

Riesgos del déficit calórico

Aunque este método es estupendo para perder peso pudiera perjudicar nuestra salud si no se hace de manera controlada. De hecho, pudiéramos vernos expuestos a riesgos graves. Jamás debemos aplicar déficit calórico con el fin de obtener grandes resultados en un espacio corto de tiempo. Ya habíamos indicado que se requiere de constancia a fin de evitar lo siguiente:

Producción de fatiga

Este método reduce nuestra fuente de energía así que es probable que nos sintamos más fatigados que comúnmente. Este episodio puede ser superado en cuestión de días si se sigue una dieta equilibrada que aporte los nutrientes necesarios. En gran parte de los casos el cuerpo termina acostumbrándose al déficit calórico así que volverás a sentirte pleno.

Ahora bien, es necesario estar seguros de que la dieta que sigamos sea apropiada para nuestro organismo. Si la dieta que llevamos no es adecuada la sensación de fatiga pudiera prolongarse y finalmente producir problemas mucho mayores.

Debilitar el sistema inmunológico

Al realizar cambios inapropiados en nuestra alimentación el sistema inmune es uno de los que principalmente sufre las consecuencias. Al alterar nuestro modo de vida cotidiano el sistema inmune se resiente y si el cambio no es apropiado se debilita. Por ello siempre es recomendable que este proceso se haga bajo supervisión.

Por ejemplo, muchos ciclistas realizan entrenamientos en alturas, si este no se realiza de forma paulatina se bajarán sus defensas. De hecho, si este entrenamiento no es monitoreado los ciclistas podrían verse expuestos más fácilmente a cualquier enfermedad. Lo mismo ocurre con el déficit calórico, debe ser monitoreado por profesionales.

Disminuir la masa muscular

Al utilizar este método se debe procurar que el cálculo de calorías a consumir no sea exagerado. Si la diferencia entre las calorías consumidas es muy grande entre las calorías gastadas pudiera ser muy perjudicial. Si fuera el caso se provocarían alteraciones graves en el organismo una de ellas es la reducción de masa muscular.

Por lo general aplicamos el déficit calórico para aumentar masa muscular no para disminuirla. Pero esto pudiera llegar a suceder, en lugar de quemar grasa se pudiera perder masa muscular con una dieta errónea. No debemos subestimar lo efectos de una dieta inapropiada. El déficit calórico mal dirigido pudiera, en los casos más críticos, llevarte a la muerte.

Recomendaciones para entrar en déficit calórico sin riesgos

Conoce algunas recomendaciones que te ayudarán a evitar los riesgos y aumentar el déficit calórico:

Aumenta tu consumo de proteínas

Es importante que aumentes tu consumo de proteínas durante este proceso pues tu cuerpo puede llegar a usarlas como energía. Automáticamente esto tendría incidencias en tu masa muscular así que para evitarlo es necesario que incrementes tu consumo de proteínas. Si lo haces, tu cuerpo las utilizara para ambos procesos y no perderás masa muscular.

Obviamente este incremento debe ser equilibrado, puedes aumentar un 5 o 10% en general en tu ingesta de nutrientes. Lo ideal para un déficit calórico saludable es que bajes un poco tu ingesta de hidratos de carbono. También que subas un poco tu ingesta de proteínas y bajes sutilmente la grasa del total de calorías.

Ten en cuenta tu genética

A lo largo de este análisis hemos enfatizado en la idea de no seguir dietas genéricas o sacadas de Internet. El organismo de cada persona tiene necesidades diferentes, algunos queman grasa corporal con más facilidad que otros. La dieta que sigas debe adaptarse al tipo de alimentación que necesitas para poder obtener resultados con el déficit calórico.