Saltar al contenido

Trampas para los ciclistas de montaña

4 diciembre, 2018

Las trampas para los ciclistas de montaña se han convertido en un verdadero problema. Montar bicicleta en las montañas, es una pasión y un deporte de muchos. No obstante, se enfrentan a diversos desafíos y peligros durante el camino. Existen muchas trampas para los ciclistas de montaña, que debes conocer para tomar precauciones.

Trampas para los ciclistas de montaña

Principales trampas para los ciclistas de montaña

Un recorrido largo por montaña, puede significar diversión y también peligro. Algunos ciclistas poco experimentados, no saben a lo que se pueden enfrentar durante trayecto. Piensan que solo verán cosas buenas, que disfrutarán del paisaje y que retornarán sin un rasguño.

Aunque es eso lo que se espera, no siempre sucede así. Hay obstáculos que se van avecinando en el camino, y otros que surgen inesperadamente donde algunas son consideradas trampas mortales. Podemos llamarlas las trampas para los ciclistas de montaña. Entonces, comencemos describiendo una a una para que andar precavidos.

Alambre con púas

Como las montañas son espacios libres, algunos pastores pasean a sus rebaños por los senderos. Así que pueden usar un método para mantenerlo unido, el alambre con púas. Lo dejan por cerca de algunos arbustos, para que estos pueden apiñarse de nuevo. Pero, no se imaginan que el daño que esto puede causarle a los ciclistas de montaña.

Quizás ya no hay tiempo, y los ciclistas caen en esta trampa común el montaña. A veces, solo sucede un rasguño o un golpecito, pero en otras surgen problemas mayores. De allí la importancia, de saber cuáles son las trampas para los ciclistas de montaña.

Tachuelas y aceite

Otra de las trampas para los ciclistas de montaña, tiene que ver con el derrame de aceite en la vía. Algunos expertos en el caso, van dejando por el camino de los ciclistas un poco de aceite para que estos resbalen. Según ellos, así evitan que sigan pasando por allí y obstaculicen el paso común de automóviles.

Además de eso, también dejan tachuelas para que los neumáticos de pichen. El resultado de esto, es que los ciclistas se detienen a reparar su neumático y esto les quita tiempo importante para llegar a la meta. Parece inofensivo, pero muchas veces es peligroso y puede causar una herida grave en los ciclistas.

Troncos en el camino

Muchos ciclistas se han enfrentado a múltiples trampas. Una de ellas son los troncos con clavos, que a menudo encuentran en el sendero. Sin previo aviso, y con la velocidad que estos llevan, se detienen para no accidentarse. Algunos incluso, han sufrido lesiones graves al intentar sobrepasar la barrera.

Esta trampa muy común, ha sido denunciada infinidad de veces, pero el problema aún sigue persistiendo. Así que mejor, tengamos esta trampa presente a la hora de montar bicicleta en la montaña.

Baches enormes

Los baches que se encuentran en las carreteras, también son una trampa de la cual cuidarse. Quizás sea difícil evitarla por completo, pero si hay que estar muy pendiente. Algunos son pequeños, pero otros son tan grandes que abarcan todo el espacio por donde pasan los ciclistas.

Desde hace mucho tiempo, este ha sido un problema común para los ciclistas de montaña. Incluso, ha traído consecuencias muy graves como la muerte. Las autoridades dejan claro, que son peligrosos tanto para los ciclistas como para los conductores de automóvil.

Hilo de Nylon

Una tendencia muy común en los senderos es el hilo de nylon puesto de un extremo a otro de los árboles. Debido a su invisible apariencia, muchos pueden caer en la trampa y lesionarse de inmediato. Esta trampa es sumamente peligrosa, porque casi no la podemos percibir.

No solo es peligroso para los ciclistas, también representan un daño para los niños en una excursión vacacional. Muchos lo colocan sin pensar en todas las consecuencias que puedan tener, pero realmente es peligroso. Así que hay que tener mucho cuidado, estar muy pendiente de algún hilo que no logremos ver a la distancia.

Piedras estratégicas

Hay muchas trampas para los ciclistas de montaña, que ni siquiera imaginamos. Una de ellas son las piedras en el camino. No están puestas para que las notemos con facilidad, todo lo contrario, para que caigamos en ellas. Para ello, las ponen en sitios estratégicos como en los extremos de los senderos.

Si tropezamos con alguna, entonces hemos caído en la trampa. Así obtenemos raspones, y hasta podemos rompernos un músculo. No siempre podremos evitarlas, pero si las tomamos en cuenta nos ahorraremos muchos disgustos.

Motivos de las trampas para los ciclistas de montaña

Interrumpir el recorrido de los ciclistas, es una labor que se han planteado muchas personas. Todos sabemos que los ciclistas solo lo hacen por deporte, o simplemente por placer. Pero siempre hay alguna persona que no desea que estos se diviertan por diferentes motivos. Lo que los lleva a poner trampas para los ciclistas de montaña.

Normalmente, las personas que viven cerca de los senderos piensan que ese es su entorno y su espacio. Incluso, creen que nadie más puede pasear allí sin su aprobación. Pero como no es un espacio prohibido, muchos ciclistas lo eligen para sus objetivos. Es allí donde entran los celos y los habitantes del lugar se sienten molestos.

Este es el principal motivo para poner las trampas. Por eso, implementan un sinfín de trampas para los ciclistas de montaña como los que hemos descrito antes. Y no son solo los habitantes de edad, los que se intimidan con la presencia de ciclistas.

Los cazadores intrépidos, buscan poner trampas de todo tipo para que los ciclistas se alejen lo más posible. Así no espantan a sus presas, y pueden cazar con total confianza.

Medidas para evitar las trampas en los senderos

Son muchas las trampas que se le colocan a los ciclistas apasionados, pero si se puede hacer algo para sobrevivir. Por ejemplo, es muy importante que lleves un bolso con todo lo necesario para curar heridas. Además, debes llevar un par de herramientas básicas para reparar neumáticos pinchados.

También, antes de ir con tu bicicleta asegúrate de recordar todas las posibles trampas. Y nunca vayas solo, para poder seguir adelante con la ayuda de alguien. Así que por muy peligrosas que sean las trampas para los ciclistas de montaña, hay que tomar medidas necesarias. Ademas, es importante tener presente otros problemas que también se presentan al andar en bicicletas.